Print Sermon

El propósito de este sitio de Internet es proporcionar manuscritos de sermones gratuitos y videos de sermones a pastores y misioneros en todo el mundo, especialmente en el Tercer Mundo, donde hay pocos, si es que hay, seminarios teológicos o escuelas Bíblicas.

Estos manuscritos de sermones y videos ahora van a casi 1,500,000 computadoras en más de 221 países todos los meses en www.sermonsfortheworld.com. Otros cientos miran los videos en YouTube, pero rápidamente dejan YouTube y vienen a nuestro sitio de Internet. Los manuscritos de sermones se dan en 43 idiomas a casi 120,000 computadoras cada mes. Los manuscritos de sermones no tienen derecho de autor, así que los predicadores pueden usarlos sin nuestro permiso. Por favor, oprime aquí para aprender cómo puedes hacer una donación mensual para ayudarnos en esta gran obra de predicar el Evangelio a todo el mundo.

Cuando le escribas a Dr. Hymers, siempre dile en qué país vives o él no te podrá contestar. El correo electrónico de Dr. Hymers es rlhymersjr@sbcglobal.net.



¡GLORIA EN EL REINO VENIDERO DE DIOS!

por Timothy Lin, Ph.D.,
Anterior Pastor, Profesor y Presidente de Seminario.
Introducción por Eugene Merrill, Ph.D.,
Distinguido Profesor del Antiguo Testamento,
Seminario Teológico de Dallas.

Un sermón predicado por Dr. R. L. Hymers, Jr., Pastor Emérito
en el Tabernáculo Bautista de Los Ángeles
La Tarde del Día del Señor, 5 de Julio de 2020


El Himno Cantado Antes del Sermón: “Am I a Soldier of the Cross?”/”¿Soy Un Soldado de la Cruz?” (por Dr. Isaac Watts, 1674-1748).

El Coro Cantado Durante el Sermón: “O That Will Be Glory”/”Gloria Sera” (por Charles H. Gabriel, 1856-1932).

Por favor voltea en la Biblia a Génesis 1:26 (p. 3 Scofield). Pónganse dé pie mientras lo leo.

“Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra” (Génesis 1:26).

Se pueden sentar.

+ + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + +
NUESTROS SERMONES ESTÁN DISPONIBLES
EN SU TELÉFONO CELULAR AHORA SE VAS A
WWW.SERMONSFORTHEWORLD.COM
Y MARCA EN EL BOTÓN
VERDE CON LA PALABRA “APP” SOBRE TAL.
SIGA LAS INSTRUCCIONES QUE APAREZCAN.
ENTONCES PODRAS OBTENER LOS SERMONES POR
SIMPLEMENTE MARCANDO EL BOTON APP.
+ + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + + +

El Dr. Timothy Lin dijo, “Este versículo nos dice cómo Dios hizo al hombre y por qué Dios hizo al hombre – para gobernar sobre todo lo que [Dios] creó...para mostrar que el hombre fue hecho para gobernar sobre todo lo que Dios había hecho (mira Hebreos 2:7-8).”

Que el hombre fue hecho para gobernar sobre todo lo que Dios había hecho se refiere principalmente al Reino futuro que se realizará cuando [Cristo] venga de nuevo con poder y gran gloria. Pero si el Reino es futuro, ¿por qué dijo Jesús, “El reino de Dios está entre vosotros” (Lucas 17:21)?

Esto revela los dos períodos de tiempo del Reino. Cuando Jesús dijo, “El reino de Dios está entre vosotros” (Lucas 17:21). Él habló del Reino de preparación, que hora existe para dar a todos los Cristianos la oportunidad de ser entrenados para ser personal del Reino que Cristo se fue a preparar para nosotros. (Juan 14:3). En otras palabras, el Reino de Dios tiene un tiempo de preparación y un tiempo de realización. El Reino de Dios tiene dos períodos de tiempo: ¡el Reino presente es para nuestra preparación, y el Reino futuro será para nuestra herencia cuando Cristo regrese! Jesús reveló que el Reino eterno que viene no es ahora de este mundo (Juan 18:33-36), y la Iglesia ha estado orando por aproximadamente 2,000 años para que venga el Reino eterno. Voltea a Mateo 6:10 (p. 962).

“Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra” (Mateo 6:10).

Seguramente el tiempo de ese glorioso evento se acerca cada vez más.

DOS REINOS EXISTEN AHORA DE LADO A LADO:
EL DE DIOS Y EL DE SATANÁS

Voltea a Isaías 14:12 (p. 701) y pónganse de pie mientras lo leo. Al describir al rey de Babilonia, Isaías dijo:

“¡Cómo caíste del cielo, oh Lucero, hijo de la mañana! Cortado fuiste por tierra, tú que debilitabas a las naciones. Tú que decías en tu corazón: Subiré al cielo; en lo alto, junto a las estrellas de Dios, levantaré mi trono, y en el monte del testimonio me sentaré, a los lados del norte; sobre las alturas de las nubes subiré, y seré semejante al Altísimo. Mas tú derribado eres hasta el Seol, a los lados del abismo” (Isaías 14:12-15).

Se pueden sentar. Claramente, Isaías está comparando al orgulloso monarca Babilónico con la caída de Satanás (Lucas 10:18; Apocalipsis 9:1, 11; 12:4).

El nombre de Satanás significa “adversario” (principalmente para Dios, y en segundo lugar para la iglesia). Las Escrituras nos advierten que no debemos ignorar los hechos de las maquinaciones de Satanás, y debemos tener cuidado para que no se aproveche de nosotros (II Corintios 2:11). Al ignorar esta verdad Bíblica, Kreighton atrapó personas débiles e ingenuos con la herejía del antinomianismo – ¡puedes hacer cualquiera cosa que sientas si vienes conmigo! Dr. Cagan y yo lo sabemos esto por estudiar los sermones de Kreighton. ¡Representa al Dr. Hymers y al Dr. Cagan como hombres terribles, de quienes él ha venido a liberarlos! ¡Esto es, por supuesto, Satánico!

Satanás no trabaja solo. Él tiene otros ángeles caídos moralmente que trabajan con él. Efesios 6:12 revela que Satanás tiene muchos demonios bajo su liderazgo. Voltea a Efesios 6:12 (p. 1212). Pónganse dé pie mientras lo leo.

“Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes” (Efesios 6:12)

Se pueden sentar.

Los agentes de Satanás también afectan la religión. A Satanás le gusta especialmente tener en el púlpito hombres disfrazados como si fueran “ministros de justicia” (II Corintios 11:15). Solamente en que un “pastor” tenga un título en religión no significa que él ha “nacido de nuevo” o que es un sirvo de Jesucristo. El Dr. A. W. Tozer dijo,

“Un hombre no necesita ser piadoso para aprender teología. De hecho, me pregunto si hay algo que enseñar en algún seminario en la tierra que no pudiera ser aprendido por un [pirata] o un tramposo, así como por un Cristiano conservador” (“That Incredible Christian,” “Ese Cristiano Increíble,” p. 56).

EL REINO AHORA EN PREPARACIÓN

Para establecer un reino fuerte, se necesita un tiempo de preparación. Dios tomó varios años para preparar y establecer el reino de David. El reino de Dios no es diferente. Cuando Dios creó al hombre, El deseó que nosotros gobernáramos sobre todo lo que había creado. Pero nuestros primeros padres fueron engañados por Satanás y perdieron su autoridad reinante. Pero Dios no fue derrotado, y continuó preparándonos para reinar sobre Su Reino venidero, que dijo Jesús, fue “preparado para vosotros desde la fundación del mundo” (Mateo 25:34). Tenemos como ejemplos a Abraham, Isaac y Jacob, quienes primero fueron entrenados y luego elegidos por Dios para ser el personal de Su Reino. También tenemos la esperanza de que algún día nos recostaremos en la mesa en el Reino de Dios con ellos (mira Mateo 8:11).

Para establecer un reino en la tierra requiere tierra, autoridad y personas. ¿Cuál de estas tres quedas para que la iglesia prepare? Son las personas, el personal del Reino, los vencedores los que están calificados para reinar con Cristo en Su Reino venidero. Como dicen las Escrituras, “Al que venciere, le daré que se siente conmigo en mi trono” (Apocalipsis 3:21).

En estos últimos días, los miembros de la iglesia no tienen un concepto claro de la iglesia o del Reino. La meta de Dios para la iglesia es la tarea de entrenar a los vencedores [personal del Reino]. Esto es olvidado o totalmente desconocido. No es de extrañar que la gran mayoría de las iglesias de hoy son como el antiguo Israel – errante en círculos en el desierto, incapaces de entrar en la tierra prometida de Canaán. Pero la iglesia debería ser la escuela de Dios, el centro de entrenar para preparar a los vencedores [el personal del Reino]. Si las iglesias hubieran entendido esto a través de los años, los miembros de la iglesia ya hubieran sido entrenados y probados, y el Reino de Herencia hubiera llegado hace mucho tiempo.

POR QUÉ EL REINO ES IMPORTANTE

Una de las principales razones por las que las iglesias no crecen es porque los miembros no tienen la esperanza para la glorificación futura. Debido a que no tienen esperanza, el amor de muchos miembros de la iglesia por el Señor Jesús es superficial y el servicio de ellos a Él tiene poco entusiasmo. La esperanza, la anticipación de un futuro brillante, anima a las personas a empujar adelante. También les permite esforzarse hacia su objetivo con fuerza y alegría. Por causa de la esperanza de la gloria futura.

¡Dios tiene la intención de que nuestro deseo de heredar el Reino nos motive a vivir vidas obedientes y sacrificadas ahora, a fin de poseer la realidad futura! La escritura dice, “Al que venciere, le daré que se siente conmigo en mi trono, así como yo he vencido, y me he sentado con mi Padre en su trono” (Apocalipsis 3:21).

[Este énfasis del Dr. Lin me hizo volverme vencedor durante los primeros diez años en su iglesia. Mi plan era sufrir días de 16-horas, siete días a la semana, y luego ser un misionero para los Chinos a través de mi iglesia local. Pero más tarde descubrí que nunca me iban a enviarían como su misionero porque yo no era Chino. Esto me dejó sin un objetivo inmediato, por eso luchaba durante años, hasta ahora finalmente puedo cumplir con mi llamado a ser misionero a los Chinos y en el “Tercer Mundo” a través de nuestro sitio web.]

La enseñanza del Dr. Lin fue buena para los muchos pastores Chinos que El produjo. Y me enseñó perseverancia, aunque no como su misionero. Algunas personas piensan que aprendí a perseverar de Churchill. Pero eso es solo en parte cierto. ¡La fuente completa de mi actitud de “nunca rendirse” fue originalmente de las enseñanzas del Dr. Lin sobre siendo un vencedor! Nunca me rindo porque mi amado pastor Dr. Timothy Lin me enseñó a ser un vencedor. ¡Solo ahora veo esto como la misericordia de Dios al llamarme ser un misionero!

Se necesita un énfasis en el significado del Reino eterno de Cristo para iluminar a los creyentes sobre la tremenda importancia para nosotros vivir nuestra vida diaria para la gloria de Dios – no para obtener la salvación, sino para obtener un lugar de reinado en el Reino venidero de Cristo y nuestro futuro en ella como vencedores.

EL REINO ES EL PROPÓSITO DE DIOS PARA CREAR AL HOMBRE

Después de que Dios creó la tierra con todas sus criaturas, las Escrituras nos dicen que Dios dijo, “Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree” (Génesis 1:26). Ese versículo nos enseña dos cosas: primero, cómo Dios creó al hombre, y segundo, por qué creó al hombre. Cuando Dios creó todo lo demás, “Porque él mandó, y fueron creados” (Salmo 148:5).

La creación de Dios del hombre, sin embargo, fue mucho más compleja. “Hagamos al hombre” se refiere a la Trinidad. Martin Luther dijo que “nuestra” se refiere a la Trinidad. La Biblia enseña que el hombre es creado a imagen y semejanza de Una Persona en la Trinidad. Por lo tanto, Adán y Eva fueron creados de acuerdo con la forma exterior de [Cristo] revelada. Adán y Eva fueron creados muy guapos porque la Biblia dice, “vio Dios todo lo que había hecho, y he aquí que era bueno.” La palabra hebrea para “bueno” significa “hermoso” como describe a Rebeca (Génesis 24:16) Y el bebé Moisés (Éxodo 2:2).

Hoy la humanidad y la tierra se han vuelto feas en apariencia y en comportamiento repugnante porque son bienes dañados, habiendo sido corrompidos por el pecado. El cuerpo débil y marcado por el pecado del hombre será restaurado cuando “al Señor Jesucristo; el cual transformará el cuerpo de la humillación nuestra, para que sea semejante al cuerpo de la gloria suya,” (Filipenses 3:20-21; p. 1217).

¡Esa es una buena noticia para mí! En el Reino venidero seré como Jesús – tendré unos 33 años, un cuerpo fuerte, una buena cabeza de cabello castaño oscuro y un conjunto completo de mis propios dientes. Seré un joven fuerte como Jesús, “cuando él se manifieste, seremos semejantes a él, porque le veremos tal como él es” (I Juan 3:2; p. 1279).

Además, ya nunca más estaré en la iglesia militante. ¡Estaré en la iglesia triunfante en el Reino de Dios! ¡No necesidad de pelear, alabado sea Su nombre! Y Cristo nos prometió a los vencedores una gran promesa, en Apocalipsis 3:11-13 (p. 1290). Pónganse dé pie mientras lo leo (p. 1334).

“He aquí, yo vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona. Al que venciere, yo lo haré columna en el templo de mi Dios, y nunca más saldrá de allí; y escribiré sobre él el nombre de mi Dios, y el nombre de la ciudad de mi Dios, la nueva Jerusalén, la cual desciende del cielo, de mi Dios, y mi nombre nuevo. El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias” (Apocalipsis 3:11-13).

Ahora voltea a Apocalipsis 5:9-10 (p. 1291),

“Y cantaban un nuevo cántico, diciendo: Digno eres de tomar el libro y de abrir sus sellos; porque tú fuiste inmolado, y con tu sangre nos has redimido para Dios, de todo linaje y lengua y pueblo y nación; y nos has hecho para nuestro Dios reyes y sacerdotes, y reinaremos sobre la tierra” (Apocalipsis 5:9-10).

“Reinaremos sobre la tierra” (Apocalipsis 5:10). Ese es el Reino que gobernaremos – “sobre la tierra.” Aquí hay otra promesa en Apocalipsis 2:26 (p. 1289). Míralo.

“Al que venciere y guardare mis obras hasta el fin, yo le daré autoridad sobre las naciones, y las regirá con vara de hierro, y serán quebradas como vaso de alfarero; como yo también la he recibido de mi Padre; y le daré la estrella de la mañana. El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias” (Apocalipsis 2:26-29).

¡Todos los vencedores estarán allí en el Reino venidero de Cristo! Ahora voltea a

Apocalipsis 20:6 (p. 1306).

“Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección [el rapto]; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años” (Apocalipsis 20:6).

¡Vencedores reinaran con Cristo en el Reino de Dios por 1,000 años!

Voltea a II Timoteo 4:7-8 (p. 1238). El Apóstol Pablo dijo,

“He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe. Por lo demás, me está guardada la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no sólo a mí, sino también a todos los que aman su venida” (II Timoteo 4:7-8).

Una vez más – I Corintios 15:51-58 (p. 1185).

“He aquí, os digo un misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados, en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados. Porque es necesario que esto corruptible se vista de incorrupción, y esto mortal se vista de inmortalidad. Y cuando esto corruptible se haya vestido de incorrupción, y esto mortal se haya vestido de inmortalidad, entonces se cumplirá la palabra que está escrita: Sorbida es la muerte en victoria. ¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? ¿Dónde, oh sepulcro, tu victoria? ya que el aguijón de la muerte es el pecado, y el poder del pecado, la ley. Mas gracias sean dadas a Dios, que nos da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo. Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano” (I Corintios 15:51-58).

¡Amen! ¡Se pueden sentar!

Terminaré con una cita del Dr. A. W. Tozer, que fue elegido por el Dr. Lin para aparecer en la portada de su libro, “The Kingdom of God,” “El Reino de Dios.” El Dr. Tozer dijo,

“Dios quiere prepararte en tu Vida Cristiana diaria para que estés preparado [para reinar con Cristo en su Reino venidero]. Muchos de nosotros hemos sido [salvos] por mucho tiempo. Recuerde que Dios ha estado tratando de hacer algo especial dentro de nuestros seres día tras día, año tras año. ¿Por qué? ¡Porque el propósito [de Dios] es llevar muchos hijos, y también hijas, a la gloria!” (Dr. A. W. Tozer, de su sermón “Bringing Us to Glory,” “Trayéndonos a Gloria”).

En cerrar, por favor voltea a Los Hechos 14:22 (p. 1125). Esto es lo que Pablo y Bernabé les enseñaron a los nuevos cristianos en Derbe, Lystra e Iconium:

“Confirmando los ánimos de los discípulos, exhortándoles a que permaneciesen en la fe, y diciéndoles: Es necesario que a través de muchas tribulaciones entremos en el reino de Dios” (Los Hechos 14:22).

La palabra griega traducida “tribulación” es “thlipsis” - significa “presión.” Entonces, podemos decir, “Debemos entrar con mucha [presión] en el Reino de Dios.”

El Dr. Tozer dijo, “Aceptar a Cristo es...aceptar a Sus amigos como nuestros amigos, Sus enemigos como nuestros enemigos, Su rechazo como nuestro rechazo, Su Cruz como nuestra Cruz, Su futuro como nuestro futuro...Aceptar a Cristo es rechazar lo que sea es contrario a él.” ¡Hacer esto requiere que tienes que pasar por mucha presión para entrar en el Reino de Dios! ¡Los que se rehúsan a pasar por “presión” no pueden entrar al Reino de Dios! Solo por pasando presión podrás cantar nuestro coro.

Párese y cante nuestro coro,

Gloria será para mi ser,
Gloria será, gloria será.
Cuando por gracia Su rostro he de ver,
Será la gloria, la gloria a mi ser.
(“O That Will Be Glory,” “Gloria Será” por Charles H. Gabriel, 1856-1932).

¡Cántalo de nuevo!

Gloria será para mi ser,
Gloria será, gloria será.
Cuando por gracia Su rostro he de ver,
Será la gloria, la gloria a mi ser.

¡Amen!

Este mensaje fue tomado del Timothy Lin, Ph.D., The Kingdom of God, El Reino de Dios, Biblical Studies Ministries International, Inc., www.bsmi.org, 820 Bennett Court, Carmel, IN 46032, derechos de autor 1998, edición revisada, Octubre 2002.

Otros libros del Dr. Lin:
Genesis – A Biblical Theology,
The Holy Spirit
The Secret of Church Growth