Print Sermon

El propósito de este sitio de Internet es proporcionar manuscritos de sermones gratuitos y videos de sermones a pastores y misioneros de todo el mundo, especialmente del Tercer Mundo, donde hay muy pocos seminarios teológicos o escuelas Bíblicas, si es que hay.

Estos manuscritos de sermones y videos ahora van a casi 1,500,000 computadoras en más de 221 países todos los meses en www.sermonsfortheworld.com. Otros cientos miran los videos en YouTube, pero rápidamente dejan YouTube y vienen a nuestro sitio de Internet. Los manuscritos de sermones se dan en 40 idiomas a casi 120,000 computadoras cada mes. Los manuscritos de sermones no tienen derecho de autor, así que los predicadores pueden usarlos sin nuestro permiso. Por favor, oprime aquí para aprender cómo puedes hacer una donación mensual para ayudarnos en esta gran obra de predicar el Evangelio a todo el mundo, incluyendo las naciones Musulmanas e Hindúes.

Cuando le escribas a Dr. Hymers, siempre dile en qué país vives o él no te podrá contestar. El correo electrónico de Dr. Hymers es rlhymersjr@sbcglobal.net.




EL QUE GANA ALMAS ES SABIO

por Dr. R. L. Hymers, Jr.

Un sermón predicado en el Tabernáculo Bautista de Los Angeles
La Tarde del Sábado, 28 de Agosto de 2010

“Y el que gana almas es sabio” (Proverbios 11:30).


Ese en nuestro texto esta noche. Es la segunda mitad de la paralela Hebrea en Proverbios 11:30. Por favor léala en voz alta: “El que gana almas es sabio”. Doy una versión corta del sermón de Dr. John R. Rice sobre este texto (John R. Rice., D.D., “He That Winneth Souls is Wise,” en The Bible Garden, Sword of the Lord Publishers, 1982 edition, pp. 333-335; vea la versión entera [en Inglés] en The Soul Winner’s Fire por Dr. Rice, Sword of the Lord Publishers, n.d., pp. 9-22).

Es una persona sabia la que mira hacia adelante – que piensa sobre el futuro. Abraham fue sabio y Lot necio. Jacob fue sabio y Esaú necio. Todos los días veo gente que neciamente mira en corta distancia – y vive para el hoy – pensando poco en el futuro. La sabiduría más grande en el mundo no la demuestra el banquero, el diplomático, el maestro, o el millonario. La sabiduría más grande en el mundo la demuestra el humilde ganador de almas. El Salvador Mismo indicó que un alma vale mas que el mundo entero (Marcos 8:36-37).

Hay ciertas cosas que nos pueden ayudar a ver el valor de ganar almas. Quiero que veas por qué ganar almas es tan importante, por qué es cierto que “el que gana almas es sabio”.

I. Primero, en vista de la realidad del Infierno.

El hecho más horrible en todo el mundo es la realidad del Infierno. La doctrina del Infierno tiene un lugar prominente en la Biblia. Jesús Mismo hablaba acerca de la realidad del Infierno. La Biblia enseña que el Infierno es un lugar definitivo en tales pasajes como Lucas 16:19-31 y Apocalipsis 20:10-15.

En las iglesias hay muchos programas y actividades para ayudar a la gente, pero ninguno llega a ser tan importante como ganar almas, porque solo ganar almas puede guardar a los pecadores de los tormentos del fuego eterno.

No es maravilla que los liberales y los evangélicos carnales no pasan tiempo ganando almas, ya que no creen la Biblia o no la toman en serio. No tienen suficiente sabiduría para ganar almas porque no toman en serio lo que la Biblia dice sobre el Infierno.

“El que gana almas es sabio” (Proverbios 11:30).

¡Y solo “el que gana almas es sabio”!

II. Segundo, en vista de las decepciones y tristezas de este mundo.

Los hogares han fallado. Comprobado es por el aumento del divorcio. Las escuelas han fallado. Las cárceles llenas de jóvenes, muestran este fracaso. El gobierno ha fallado. El presidente prometió “cambio” – pero no vemos uno que ayude a los jóvenes ni a otra gente. En todas partes hay gente triste y que vive con tragedia. El Evangelio de Jesucristo es la única manera que la gente tenga paz con Dios y esperanza para el futuro. Este es un argumento poderoso para ganar almas. ¡La paz del alma, descanso verdadero para el trabajado y cargado, solamente puede hallarse en Jesucristo! Aquellos que son sabios ganan almas a Jesús, quien dice: “Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar” (Mateo 11:28). Esta es una buena razón para ganar almas, y prueba de que “el que gana almas es sabio”.

III. Tercero, en vista de los sufrimientos de Cristo.

¡Qué importante razón para ganar almas! Tal vez la más convincente de todas las razones para ganar almas es esta – los sufrimientos de Cristo comprueban el valor eterno de un alma.

El que cree la Biblia tiene que ver de los sufrimientos de Jesús cuanto valoró Él las almas. Él fue torturado por soldados Romanos, azotado, y murió en la Cruz para pagar el precio del pecado, para que almas perdidas pudieran ser salvas de la ira de Dios.

La muerte de Cristo comprueba el valor de un alma. Si quieres ser como Jesús, tienes que ganar almas, porque esa era Su pasión suprema. Él dijo:

“Porque el Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido” (Lucas 19:10).

El Apóstol Pedro dijo que Cristo nos dejó “ejemplo, para que sigáis sus pisadas” (I Pedro 2:21). Jesús vino a “buscar y a salvar lo que se había perdido”. No importa lo que tengamos que sufrir para ganar almas, no podemos decir honestamente que estamos siguiendo a Cristo a menos que hagamos del ganar de almas la primera prioridad, como lo hizo Él con gran precio y sufrimiento. Es sabio seguir el ejemplo de Cristo a cualquier costo. Su principal obra era ganar almas.

“Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores”
       (I Timoteo 1:15).

Ya que ese era el propósito principal de Cristo, debe también ser el nuestro.

“El que gana almas es sabio” (Proverbios 11:30).

IV. Cuarto, en vista de las glorias del Cielo.

El que gana almas tiene muchas recompensas en esta vida, como la presencia del Espíritu Santo y la respuesta a la oración. Pero las recompensas del que gana almas también son eternas:

“Los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento; y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a perpetua eternidad” (Daniel 12:3).

¡Mira hacia adelante! Piensa en las recompenses que recibirás en la eternidad por ganar almas.

Aquel que trabaja noche y día hasta que gasta toda su juventud en ganar una fortuna, se puede despertar a ver que ha perdido toda su fortuna en una noche. Aun si la puede guardar en el puño marchitado de su mano, al fin la muerte se lo lleva, y sus riquezas se deslizan de entre sus dedos. ¡El hombre no se lleva la riqueza a la tumba!

La fama de este mundo se gana difícilmente y se pierde fácilmente. El Presidente Nixon ganó su segunda elección con el voto más rotundo que la nación jamás había visto. Pero unos meses después sus enemigos lo sacaron de su puesto, y tuvo que irse a un exilio virtual por años. La fama de este mundo es difícil de ganar y fácil de perder.

¡Mira hacia adelante! El Dr. Rice, en una de sus bellas canciones dijo:

Los tesoros de la tierra, cuan vanos y fugaces;
   Se desvanecen y se marchitan como las flores;
Pero las almas ganadas por nuestras lagrimas y ruegos
   Para la cosecha permanecerán allá.
¡El precio del avivamiento, el costo de ganar almas
   En la cosecha se recompensará allá!
(“The Price of Revival” de Dr. John R. Rice, 1895-1980; las dos ultimas
   líneas fueron alteradas por el Pastor).

“El que gana almas es sabio” (Proverbios 11:30).

He aquí un poema de Dr. Oswald J. Smith, el que cantamos al son de “And Can It Be?” de Charles Wesley. Es la ultima canción en tu hoja de canciones. ¡Por favor párate y cántala!

Para el tiempo lema dad, que sea excitante, con poder,
Grito de guerra, con ardor para morir o conquistar.
Palabra que nos de excitación, para obedecer al Salvador.
Es la llamada, alzaos hoy, ¡Evangeliza, el lema es!

El evangelio proclamad, en su nombre, ir por doquier;
Se oye por todos los cielos ya, ¡Salid a evangelizar!
A moribunda raza el don del Evangelio traed;
Al tenebroso mundo ya, ¡Salid a evangelizar!
   (“Evangelize! Evangelize!” Words de Dr. Oswald J. Smith, 1889-1986;
     cantado al tono de “And Can It Be?” de Charles Wesley, 1707-1788).

(FIN DEL SERMON)
Tú puedes leer los sermons de Dr. Hymers cada semana en el Internet
en www.realconversion.com. Oprime “Sermones en Español”.

You may email Dr. Hymers at rlhymersjr@sbcglobal.net, (Click Here)
or you may write to him at P.O. Box 15308, Los Angeles, CA 90015.
Or phone him at (818)352-0452.

EL BOSQUEJO DE

EL QUE GANA ALMAS ES SABIO

por Dr. R. L. Hymers, Jr.

“Y el que gana almas es sabio” (Proverbios 11:30).

(Marcos 8:36-37)

I.   Primero, en vista de la realidad del Infierno, Lucas 16:19-31;
Apocalipsis 20:10-15.

II.  Segundo, en vista de las decepciones y tristezas de este
mundo, Mateo 11:28.

III. Tercero, en vista de los sufrimientos de Cristo, Lucas 19:10;
I Pedro 2:21; I Timoteo 1:15.

IV. Cuarto, en vista de las glorias del Cielo, Daniel 12:3.