Print Sermon

El propósito de este sitio de Internet es proporcionar manuscritos de sermones gratuitos y videos de sermones a pastores y misioneros de todo el mundo, especialmente del Tercer Mundo, donde hay muy pocos seminarios teológicos o escuelas Bíblicas, si es que hay.

Estos manuscritos de sermones y videos ahora van a casi 1,500,000 computadoras en más de 221 países todos los meses en www.sermonsfortheworld.com. Otros cientos miran los videos en YouTube, pero rápidamente dejan YouTube y vienen a nuestro sitio de Internet. Los manuscritos de sermones se dan en 40 idiomas a casi 120,000 computadoras cada mes. Los manuscritos de sermones no tienen derecho de autor, así que los predicadores pueden usarlos sin nuestro permiso. Por favor, oprime aquí para aprender cómo puedes hacer una donación mensual para ayudarnos en esta gran obra de predicar el Evangelio a todo el mundo, incluyendo las naciones Musulmanas e Hindúes.

Cuando le escribas a Dr. Hymers, siempre dile en qué país vives o él no te podrá contestar. El correo electrónico de Dr. Hymers es rlhymersjr@sbcglobal.net.




EL FUEGO ETERNO

por Dr. Robert Hymers

Un sermón predicado la tarde del Viernes, 13 de Enero de 2006
en el Tabernáculo Bautista de Los Ángeles

“Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41).


Muchos dicen que Jesús era un “gran maestro.” Pero no toman en serio lo que Él dijo acerca del Infierno. Si Él era un gran maestro, ¿no deberían ponerle atención a las palabras que Él habló respecto al “fuego eterno”? ¿No deberían alarmarse por la advertencia que Él dio

“E irán estos al castigo eterno”? (Mateo 25:46).

“El fuego eterno” y el “castigo eterno” son términos que Jesús usó para describir el Infierno.

Algunos tienen objeción contra el término “fuego eterno”. Pero no contra el término de “ la vida eterna”. Esto siempre me ha parecido algo contradictorio. ¿Por qué quieren que el ministro hable de la vida eterna en su funeral, pero a la vez se enojan si él menciona el fuego eterno? Cristo es quien habló de ambas cosas. Siempre me ha parecido es con Cristo mismo con quien ellos hallan objeción, y no con el pastor que simplemente cita a Cristo.

Luego, también he observado que a nadie le molesta que el fuego eterno fue

“…preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41).

Nunca he conocido a nadie que se oponga a que el Diablo y los demonios sean confinados al Infierno. ¿Tú sí? ¿Tienes objeción con que el Diablo y los demonios sean confinados al fuego eterno en el juicio? Seguro es que no. Tú dices: “Bueno, es que ellos sí se merecen ir allí”. Entonces, eso saca a luz la pregunta, ¿te mereces ir allí?

Satanás pecó eligiendo hacerlo. Él eligió rebelarse contra Dios, como vemos en Isaías 14:12-14 y en Ezequiel 28:14-17. Él escogió alzar su corazón contra Dios. Ese solo pecado lo condenó para siempre. La misma cosa es cierta de los ángeles que siguieron a Satanás. Ellos

“no guardaron su dignidad, sino que abandonaron su propia morada” (Judas 6).

Ese solo pecado, al haber dejado su primera habitación, fue suficiente para condenarlos eternamente. El Dr. Shedd nos dice:

El destino del hombre perdido estará con el de Satanás y sus ángeles: “Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41). En la Escritura estos [Satanás y sus ángeles] se presentan perdidos sin esperanza: “Y el Diablo que los engañaba…serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos” (Apocalipsis 20:10). Los Judíos a los que Cristo le hablaba comprendían que la perdición de los ángeles perdidos era absoluta (traducción de G. T. Shedd, Ph.D., Dogmatic Theology, P and R Publishing, p. 897, reimpresión de 2003).

Satanás y sus ángeles fueron absolutamente y eternamente condenados por cometer un solo pecado - un hecho de rebelión contra Dios. Y no creo que esté aquí una sola persona esta noche que tenga objeción con que Dios los lance “al fuego eterno” por cometer ese solo pecado.

Si estás de acuerdo que ellos sean condenados por un pecado, entonces, ¿por qué debes tener objeción con ser enviado “al fuego eterno” por muchos pecados? ¿No te has rebelado también tú contra Dios muchas veces, no solamente una? ¿No se ha demostrado tu rebelión contra Dios muchas veces de muchas maneras? Un pecado es suficiente para condenar a Satanás, a un ángel, y a un alma humana. La Biblia dice,

“Cualquiera guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos” (Santiago 2:10).

Si has roto la ley de Dios “en un punto” eres un pecador culpable, y en el Juicio, Dios justamente te dirá,

“Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41).

En el día de la condena que viene,

“Dios juzgará por Jesucristo los secretos de los hombres” (Romanos 2:16).

En ese terrible día, cuando los libros de cuentas de Dios sean abiertos, serán

“juzgados cada uno según sus obras” (Apocalipsis 20:13).

“Entonces dirá también [a tí], Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41).

Tú no tendrás excusa alguna ese día. No te quejarás de ser enviado al “fuego eterno”, porque tus cuentas, en los libros de Dios, claramente comprobarán que tú has pecado vez tras vez, y eres tan culpable de pecado como el Diablo y sus ángeles.

Es muy claro, también, en las Escrituras, que tú estarás bien consiente del Diablo y sus ángeles cuando entres al fuego eterno. Se nos dice que el Diablo:

“serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos” (Apocalipsis 20:10).

Esto también se dice de los seres humanos perdidos,

“Y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglos. Y no tienen reposo de día ni de noche” (Apocalipsis 14:11).

Cuando el hombre rico murió,

“Y en el Hades [el Infierno] alzó sus ojos, estando en tormentos” (Lucas 16:23).

Él estaba completamente consiente y experimentando “tormentos.” Él dijo,

“Porque estoy atormentado en esta llama” (Lucas 16:24).

Yo sé que alguien en uno de los cultos reconocidos alegará en contra de lo que he dicho, aunque mis puntos sean tomados de la Biblia. Virtualmente todos los cultos rechazan lo que Cristo dijo sobre el peligro del “fuego eterno”. Pero el estudiante diligente hallará que esas sectas casi sin variar niegan la expiación vicaria de Cristo, el Dios-hombre. De una u otra manera, los cultos rechazan la idea Bíblica de que el Dios encarnado, el Señor Jesucristo, murió en el lugar de los pecadores. Así, el fuego eterno y la expiación vicaria de Cristo son creencias ortodoxas mantenidas solamente por los Cristianos creyentes Bíblicos establecidos. El Dr. Shedd señaló que

La encarnación y la satisfacción vicaria por el pecado por una de las personas de la Deidad [la Trinidad] demuestra lo infinito del mal. Es increíble que la eterna Trinidad se haya sujetado a tal sacrificio propio para quitar un mal meramente finito y temporal. La doctrina de la expiación vicaria de Cristo lógicamente se alza o se cae con la del castigo eterno. La encarnación de Dios Todopoderoso, para hacer posible la remisión del pecado [en la Cruz] es uno de los más fuertes argumentos del sufrimiento penal eterno e infinito (ibíd., pagina 925).

Muchísimas veces me has oído decir: “Cristo murió para pagar por tus pecados.” Y muchísimas veces lo has tratado sin importancia. ¿Qué esperanza tienes de escapar del “fuego eterno, preparado para el diablo y sus ángeles”? (Mateo 25:41).

“Porque si pecáremos voluntariamente después de haber recibido el conocimiento de la verdad, ya no queda más sacrificio por los pecados” (Hebreos 10:26).

“He aquí ahora el día de salvación” (II Corintios 6:2). Después de la muerte o de la reprobación, “ya no queda más sacrificio por los pecados” (Hebreos 10:26). Por lo tanto,

“Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano” (Isaías 55:6).

Si no buscas el perdón de tus pecados por Cristo ahora, pronto será eternamente demasiado tarde. Te irás a la eternidad con una carga de pecados en tu record, porque solamente pueden ser limpiados ahora, en este tiempo, por la Sangre de

“El cordero de Dios, que quita el pecado del mundo” (Juan 1:29).

(FIN DEL SERMÓN)
Tú puedes leer los sermones de Dr. Hymers cada semana en el Internet,
en www.realconversion.com. Oprime "Sermones en Español."


La Escritura Leída por el Dr. Kreighton L. Chan, Antes del Sermón: Mateo 25:41-46.
El Solo Cantado por el Sr. Benjamin Kincaid Griffith, Antes del Sermón:
“Gratitude for Escape” (por John Ryland, 1777).


EL BOSQUEJO DE

EL FUEGO ETERNO

por Dr. Robert Hymers


“Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles” (Mateo 25:41).

(Mateo 25:46; Judas 6; Apocalipsis 20:10; Santiago 2:10;
Romanos 2:16; Apocalipsis 20:13; 14:11; Lucas 16:23-24;
Hebreos 10:26; Isaías 55:6; Juan 1:29)