Print Sermon

Estos manuscritos de sermones y videos ahora van a casi 1,500,000 computadoras en más de 215 países todos los meses en www.sermonsfortheworld.com. Otros cientos miran los videos en YouTube, pero rápidamente dejan YouTube y vienen a nuestro sitio de Internet. Los manuscritos de sermones se dan en 36 idiomas a casi 120,000 computadoras cada mes. Los manuscritos de sermones no tienen derecho de autor, así que los predicadores pueden usarlos sin nuestro permiso. Por favor, oprime aquí para aprender cómo puedes hacer una donación mensual para ayudarnos en esta gran obra de predicar el Evangelio a todo el mundo, incluyendo las naciones Musulmanas e Hindúes.

Cuando le escribas a Dr. Hymers, siempre dile en qué país vives o él no te podrá contestar. El correo electrónico de Dr. Hymers es rlhymersjr@sbcglobal.net.




¡NAVIDAD EN EL CIBERESPACIO!

Por Dr. R. L. Hymers, Jr.

Un sermón predicado en el Tabernáculo Bautista de Los Angeles
La Mañana del Día del Señor, 15 de Diciembre de 2013

“Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. Profesando ser sabios, se hicieron necios” (Romanos 1:21-22).


El mundo antiguo “se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido”. “envanecer” significa “necio, vacío, sin provecho” (Strong). “razonamientos” significa “razonar” (Strong).

Vivimos en un tiempo dominado por la computadora. La mayoría de jóvenes pasan horas en el Internet. Aunque yo no creo que todo en el Internet es “necio, vacío, sin provecho” – mucho de ello solo es “razonamiento” vano. Suficiente de ello es tan necio, vacío y sin provecho que la persona que piensa debería estar alarmada y preocupada. Los artefactos electrónicos te pueden sacar del mundo real. Facebook, Twitter, las tabletas, los teléfonos inteligentes, los textos y juegos de video te separan del mundo verdadero y te sumergen en el ciberespacio. Yo sé que a veces tienes que usar estas cosas, pero hora tras hora en estos aparatos te puede llevar tan adentro del ciberespacio que perderás contacto con el mundo verdadero.

Muchos miles de jóvenes viven en un mundo del ciberespacio – el mundo irreal del Internet. Juegan videojuegos por horas, lo cual los pone en un mundo de fantasía, que no es real por muchas horas cada día. Hay una gran diferencia entre leer una historia y un videojuego. Las palabras de un libro describen escenas de una historia – pero la historia entra en “vida” en la computadora. Y es ahí donde está el peligro. Al leer un libro tú visualizas las escenas en tu mente – pero al interactuar con la computadora, las escenas son visualizadas para ti, y toman tal apariencia de realidad que la línea entre lo real y lo imaginario se hace borrosa. En el mundo de la computadora, lo que ves se vuelve tan “real” que después de cierto tiempo la persona se enreda en lo que mira, y el ciberespacio se vuelve una realidad para ella. Gradualmente, el mundo verdadero se pone menos interesante, y el friki de computadora es arrastrado adentro del ciberespacio, donde para él la fantasía se vuelve una realidad, y su mente tan controlada por lo que ve en la pantalla que peligra ser totalmente arrancado del mundo real y metido al mundo del ciberespacio. Cuando los jóvenes comienzan a venir a nuestra iglesia es casi imposible que me miren y en verdad escuchen cuando predico. ¡Sus mentes están tan esclavizadas a los aparatos electrónicos que casi no pueden concentrarse y escuchar a un hombre de verdad hablar!

Esto les sucede a niños pequeños, que pierden el deseo de jugar con niños de verdad, porque es más intrigante jugar en el ciber mundo. Sucede con los adultos, que son halados hacia en mundo de la fantasía sexual en los tantos sitios de la Red. Oh, sí, se llama la “red”. ¡Y tú sabes lo que le pasa a insectos pequeños cuando son atrapados en una red – la red de una araña! Y sí hay una “araña” demoníaca detrás de mucho material en la “red” electrónica. Su nombre es Satanás, y en la Biblia él es llamado el “príncipe de la potestad del aire” (Efesios 2:2). Él controla mucho de lo que entra en las ondas del aire en la televisión, el radio, el Internet y muchos otros aparatos electrónicos. Satanás controla mucho de lo que ves en el Internet. ¡Mucho de ello es “el sitio de la red” de Satanás – y, al igual que una araña, atrae a sus victimas y las atrapa dentro de su red y las destruye!

Muchos jóvenes piensan que están entrando en una tierra hermosa y mágica cuando se aventuran en el ciberespacio. Como Hansel y Gretel, en el cuento infantil, van entrando cada vez más en los bosques cibernéticos, hasta que entran en una casa de pan de jengibre cibernético, entran a comer los “buenos” dulces cibernéticos ante sus ojos. ¡Lo que no saben es que una “bruja” está al acecho – y quiere comérselos! ¡Esa bruja es Satanás disfrazado!

Muchos niños son tragados por la “bruja”. Satanás se los lleva, y sus mentes se pierden en el laberinto del ciberespacio. Ellos nunca hallan su camino de regreso a casa de la abuela, donde hay personas reales con quien hablar, y niños reales con quien jugar.

Muchos adultos son atraídos a la “casa de la risa” del cibersexo. Es tan fácil para ellos hacer clic en algunos botones, y ellos están solos, teniendo sexo cibernético con hermosas mujeres cibernéticas. Pero el “gerente de la red” no les dará placer sin un precio. ¡Oh, no! ¡Siempre hay un precio! A medida que son atraídos a la “red”, son tan pegados en esa red que están atrapados, ¡y la “araña” sale para reclamar su víctima! ¡El Diablo siempre te hace pagar un precio!

Esto, entonces, es el lado oscuro de Internet. ¡Cuidado! El ciberespacio puede estar lleno de muchos peligros, y muchos caminos que conducen a la destrucción. Es por eso que prefiero mucho más los libros. Muchos de los peligros del ciberespacio no se encuentran en los libros. ¡Es mucho más fácil echar a un lado un libro de lo que es regresar con Hansel y Gretel a través de los bosques cibernéticos al mundo real! Como le dije, tu tienes que usar estos aparatos electrónicos de vez en cuando. Pero cuando tú gastas horas en esos por ninguna razón particular, esos se vuelven instrumentos del Diablo. ¡Use esos aparatos para el trabajo y la escuela!

The Alliance for Telecommunications Industry Solutions [La Alianza de la Industria de la Comunicación] da esta definición del mundo del “ciberespacio”:

El ciberespacio es la impresión del espacio y la comunidad formado por las computadoras...y sus usuarios; el “mundo” virtual que los usuarios del Internet habitan cuando están en línea.

En este sermón estoy usando la palabra “ciberespacio” en un sentido más amplio – que incluye el mundo de la fantasía, no solamente del Internet, sino que la televisión, el radio, y otras invenciones electrónicas, el mundo “virtual” creado por la electrónica moderna. Y describiré la Navidad virtual en el ciberespacio, y la contrastaré con la Navidad real.

I. Primero, la Navidad “ciberespacial” de nuestra cultura.

La Navidad “ciberespacial”, creada por la electrónica moderna, no es realmente la Navidad para nada. ¡Es una Navidad “virtual”, pero no es una Navidad verdadera! Tal vez es por eso que ya no la llaman Navidad. Hoy, en nuestra civilización, es llamada “Las Fiestas”. Se ha vuelto todo lo que está en el calendario, desde el Día de los Muertos hasta el Año Nuevo. Todos amontonados bajo “Las Fiestas”.

En este desorden la mayoría de gente en el Sur de California ha perdido El Día de Acción de Gracias, casi por completo. Mi esposa fue a tres almacenes de fiestas a buscar decoraciones de Acción de Gracias, pero no había. Habían puesto las decoraciones Navideñas justo después de las del Día de los Muertos. Ese año no hubo adornos para el Día de Acción de Gracias. Fue el primer año que eso ha sucedido aquí en Los Angeles. Le mencioné eso a una dama en nuestra iglesia y ella me dijo: “Sabes, este fue el primer año que prohibieron la frase “Acción de Gracias” en mi trabajo. El jefe nos dijo que no podíamos tener un almuerzo de “Acción de Gracias” juntos, y que ni siquiera podíamos usar la frase “Acción de Gracias” en el trabajo. Yo sé que no todos hace esto todavía, pero me pregunto si la frase “Acción de Gracias” se prohibirá en todas partes en nuestra sociedad en el futuro. ¡Implica que hay Alguien a quien darle las gracias! Y muchos Estadounidenses no quieren que se les recuerde de Dios. Hasta hay un gran movimiento para quitar las palabras “bajo Dios” de la Alianza a la Bandera [de los Estados Unidos].

Es lo mismo con la Navidad. La palabra “Navidad” tiene el nombre de Cristo [en Inglés]. Nuestra cultura no quiere que se le recuerde Cristo. Hace cincuenta años, todos la llamaban “Navidad”. Primero vi que la cambiaron a “Xmas”, y luego a “Las Fiestas”. ¡Cambiaron la palabra a Xmas, pero la X les recordaba que alguien había sido excluido! Así que la volvieron a cambiar, a “Las Fiestas”. ¡Primero excluyeron a Cristo – y después la volvieron tan general que ya no había referencia a Él para nada!

El mundo antiguo se apartó de Dios en modo muy parecido. Nuestro texto en romanos 1:21-22 dice:

“Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. Profesando ser sabios, se hicieron necios” (Romanos 1:21-22).

Todas las naciones una vez sabían acerca de Dios mediante el testimonio de la naturaleza. Pero “se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. Profesando ser sabios, se hicieron necios” Matthew Henry dijo:

Se ha observado que las naciones más refinadas, que hicieron el mayor espectáculo de la sabiduría, fueron los [grandes] necios en religión. Los bárbaros adoraban al sol y la luna... mientras que los egipcios adoraban un buey y una cebolla. Los griegos, que les sobrepasaron en toda sabiduría, adoraban las enfermedades y pasiones humanas. Los romanos, los más sabios de todos, adoraban a las furias. Y en este día [en el siglo 18] los pobres [nativos] Americanos adoran el trueno, mientras que los indígenas Chinos adoran al diablo. De este modo, “el mundo no conoció a Dios mediante la sabiduría” I Corintios 1:21 (Matthew Henry, nota sobre Romanos 1:21).

El mundo Gentil se envaneció tanto y se volvió tan necio en sus ideas que el Apóstol Pablo llamó la religión de ellos: “los tiempos de esta ignorancia” (Hechos 17:30).

El mundo antiguo rehusó glorificar a Dios. No fueron agradecidos con Dios. Descendieron al paganismo ciego. Y yo creo que nuestra nación toma los mismos pasos que el mundo antiguo tomó en la pendiente que lleva a la oscuridad pagana. Igual que el mundo pagano, la gente hoy se “envanecieron en sus razonamientos: (Romanos 1:21). “Vano:” significa “vacío” e “inútil”. “Razonamientos” significa “razones”. El Dr. Lenski dice: “En el Nuevo Testamento este mundo siempre se usa en modo malo como equivalente a razonar...Todo hombre tiene su propio razonamiento acerca de Dios. Pero todo su razonamiento acerca de Él es totalmente inútil, no lleva a nada, no tiene una meta real. En vez de llegar a Dios, solo...acaba negando a Dios” (traducción de R. C. H. Lenski, note on Romans 1:21).

“Se envanecieron [volvieron vacíos e inútiles] en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido” (Romanos 1:21). Dr. McGee dice: “Todo lo que tienes que hacer es andar por las calles de Los Angeles para ver que el necio corazón del hombre está entenebrecido” (traducción de J. Vernon McGee, note on Romans 1:21).

Esto es más evidente en la Navidad. El verdadero significado de Navidad es borrado por la falsa Navidad “virtual” de “Las Fiestas”. Como la canción lo pone: “Estaré en casa para Navidad, si acaso solo en sueños”. Hogares son rotos. El verdadero significado de la Navidad ha desaparecido. Nuestros jóvenes andan por las calles buscando algo que los haga felices – pero no lo pueden hallar. Para la mayoría de jóvenes hoy, la Navidad es la época más solitaria del año.

La nochebuena más extraña que pasé fue en un vuelo al Este. Cambié de avión en Las Vegas. Casi era la medianoche. La gente jugaba a montones en las maquinas de apostar, apostando. Todos alejados y solos. Entré al avión. Estaban mostrando el filme “Es Una Vida Maravillosa”, el viejo filme Navideño con Jimmy Stewart. Había pantalla en cada fila de asientos. Me senté en la parte trasera del avión. Había como cuarenta pantallas de TV frente a mí. ¡Mostraban dicho filme Navideño en cuarenta pantallas en frente de mí – por el pasillo! ¡Todos sentados solos en sus asientos, mirando el filme de una Navidad feliz en aquellas cuarenta pantallas! Temblé en horror. ¡Era una Navidad ciberespacial! Todos estaban solos. Todos tenían una Navidad “virtual” – ¡pero la verdadera Navidad había desaparecido!

¡Jóvenes, el mundo les ha robado! ¡Les ha quitado la Navidad verdadera y les dejó una imitación barata! ¡Lo único que les ha dado es la Navidad falsa del ciberespacio! ¡Con razón tantos jóvenes se vuelven a las drogas y el alcohol! ! !Con razón el suicidio es ahora la cause número uno de muerte entre los jóvenes de 18 a25 años de edad! La soledad, la insignificancia, y el vacío llena los corazones de nuestros jóvenes al andar las calles oscuras de nuestra ciudad. La “Navidad” en el ciberespacio es el tiempo más solitario de todos para estos jóvenes perdidos.

Te digo, “!Bota su falsa Navidad ciberespacial!” ¡Bótala y ven a casa – a la iglesia esta Navidad! ¿Por qué quedarte solo? ¡Ven a casa – a la iglesia! ¿Por qué quedarte perdido? ¡Ven a casa – a Jesucristo, el Hijo de Dios! ¡Bota la Navidad “ciberespacial” de la cultura estadounidense y ven a casa – a la iglesia esta Navidad! ¡No dejes que nada te detenga de estar en la iglesia el Domingo de Navidad y en la Víspera de Navidad!

II. Segundo, la verdadera Navidad de la Biblia.

¡La Navidad “ciberespacial” de la mayoría de Estadounidenses no es la verdadera Navidad para nada! ¡La verdadera Navidad es la que está descrita en la Biblia! Un ángel le apareció a José y le dijo:

“Y pensando él en esto, he aquí un ángel del Señor le apareció en sueños y le dijo: José, hijo de David, no temas recibir a María tu mujer, porque lo que en ella es engendrado, del Espíritu Santo es. Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre JESÚS, porque él salvará a su pueblo de sus pecados” (Mateo 1:20-21).

¡Eso es de lo que se trata la Navidad verdadera! ¡Es acerca del nacimiento de Jesucristo, el Salvador de la humanidad! Dios envió a Su único Hijo unigénito al vientre de María. Él nació en un establo humilde y fue puesto en un pesebre, en la paja que comían las vacas.

¡Noche de paz! ¡Noche de amor! Todo duerme en derredor,
Entre los astros que esparcen su luz, bella anunciando al niñito Jesús,
Brilla la estrella de paz, brilla la estrella de paz.

¡Noche de paz! ¡Noche de amor! Oye humilde el fiel pastor,
Coros celestes que anuncian salud, gracias y glorias en gran plenitud,
Por nuestro buen Redentor, por nuestro buen Redentor.
   (“Silent Night! Holy Night!” by Joseph Mohr, 1792-1848).

En la primera Navidad los pastores dijeron:

“Pasemos, pues, hasta Belén, y veamos esto que ha sucedido, y que el Señor nos ha manifestado. Vinieron, pues, apresuradamente, y hallaron a María y a José, y al niño acostado en el pesebre” (Lucas 2:15, 16).

¡Vengamos todos a casa a la iglesia esta Víspera de Navidad! Vengamos todos, como vinieron aquellos pastores:

“Vinieron, pues, apresuradamente, y hallaron a María y a José, y al niño acostado en el pesebre” (Lucas 2:15, 16).

¡Venid fieles todos, de gozo triunfantes,
venid sí, venid sí, pronto a Belén!
Ven, contempladle, el Rey ha nacido;
Venid, adoremos, venid, adoremos,
Venid, adoremos al Señor.
   (“O Come, All Ye Faithful” by Frederick Oakley, 1802-1880).

¡Jesús nació para traernos a casa a Dios! Jesús murió en la Cruz para pagar la pena de nuestro pecado. ¡Jesús resucitó físicamente de entre los muertos y ascendió de vuelta al Cielo – donde ahora está sentado a la diestra de Dios! ¡Confía en Jesús y tus pecados serán perdonados! ¡Ven a Él y tendrás vida eterna! Y asegúrate de venir a casa a la iglesia el próximo Domingo – y todos los Domingos – y tú tendrás una vida Cristiana gozosa – una Navidad verdadera – ¡en vez de “las Fiestas” frías y solitarias en el ciberespacio! ¡Este con nosotros el banquete de la Navidad a las 5:30 PM el Domingo, 22 de Diciembre. ¡Este con nosotros la nochebuena, 24 de Diciembre a las 7:30 PM! Este año, tengamos una real Navidad, juntos en la iglesia! ¿Para que ser solitario? ¡Venid al hogar de la iglesia! ¿Porque ser perdido? ¡Ven al hogar a Jesús! Amen! Y Hallé luja!

Venid, adoremos, venid, adoremos,
Venid, adoremos al Señor.

No digas “Felices Fiestas” en vez de Navidad,
Pon a Jesús de nuevo en esta santa Navidad.
Igual que en la noche de paz en que nació Jesús.
Al dar la estrella de Belén recién nacida luz.
Que el mundo entero le dé la gloria a Jesús el Rey,
Que todo niño oiga del amor que da el Salvador.
¡Pon a Jesús de nuevo, en esta Navidad,
Mientras los angeles anuncian la gloria de Jesús!
   (traducción libre de “Put Christ Back Into Christmas”
     por Edward E. Unger, 1951).

(FIN DEL SERMÓN)
tú puedes leer los sermones de Dr. Hymers cada semana en el Internet
en www.realconversion.com o www.rlhsermons.com.
Haz clic en “Sermones en Español”.

Puedes escribirle a Dr. Hymers a rlhymersjr@sbcglobal.net (Oprime Aquí) –
o puedes escribirle a P.O. Box 15308, Los Angeles, CA 90015.
O llamarle a (818)352-0452.

Estos manuscritos de sermones no tienen derechos de autor. Usted puede usarlos
sin el permiso Dr. Hymers. Sin embargo, todos los mensajes de video Dr. Hymers
sí tienen derechos de autor y sólo se pueden utilizar con autorización.

La Escritura Leída por el Sr. Abel Prudhomme Antes del Sermón: Lucas 2:8-16.
El Solo Cantado por el Sr. Benjamin Kincaid Griffith Antes del Sermón:
“Put Christ Back Into Christmas” (por Edward E. Unger, 1951).


EL BOSQUEJO DE

¡NAVIDAD EN EL CIBERESPACIO!

por Dr. R. L. Hymers, Jr.

“Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. Profesando ser sabios, se hicieron necios ” (Romanos 1:21-22).

(Efesios 2:2)

I.   Primero, la Navidad “ciberespacial” de nuestra cultura,
I Corintios 1:21; Hechos 17:30.

II.  Segundo, la verdadera Navidad de la Biblia, Mateo 1:20-21;
Lucas 2:15, 16.